Presupuesto 2018: Cámara de Diputados aprobó el informe de la comisión mixta

La sala de la Cámara de Diputados aprobó el informe de la comisión mixta sobre el Presupuesto 2018, que estableció que ni un peso más gastará el Estado para la implementación del nuevo Congreso Nacional, el primero desde la reforma electoral que dejó atrás al sistema binominal.El informe fue despachado el documento con 77 votos a favor y tres en contra, quedando en condiciones para pasar a un nuevo trámite legislativo en el Senado.Hay que recordar que tras las elecciones pasadas, el Congreso tendrá desde 2018 en total 155 diputados y 50 senadores, cifra superior a la actual la que considera 120 integrantes de la Cámara Baja y 38 integrantes de la Cámara Alta.En comisión mixta durante la jornada de hoy, se acordó el traspaso de $890 millones desde el ítem de asesorías externas del Senado (comisiones) a un fondo al que le faltan aún $1.100 millones, y donde se redistribuirán los dineros para los nuevos parlamentarios.Este organismo, encargado de administrar el dinero y reasignar los fondos, será el Consejo Resolutivo de Asignaciones Parlamentarias.El diputado José García Ruminot de Renovación Nacional, detalló que esta instancia tendrá que ajustar este presupuesto.Con este cambio, cada senador recibirá cerca de $3 millones menos para el ítem de asignaciones.Sobre los $1.100 millones que aún faltan, será el Consejo Resolutivo de Asignaciones Parlamentarias el que determinará de dónde se podrán sacar esos dineros. La consigna de que el Estado no aportará un peso más, ya fue zanjada.Fidel Espinoza, presidente de la Cámara Baja, destacó el hecho que el ajuste se realice con costo cero, algo que ha tenido el apoyo transversal de todas las bancadas de los diputados.El senador Andrés Zaldivar, presidente de la Cámara Alta, señaló que por ahora existe un tema pendiente: la instalación de los nuevos parlamentarios.Hay que recordar que en los dineros que recibe el Congreso del presupuesto nacional se determinó que los dineros para estos parlamentarios nuevos no saldrían ni de la dieta parlamentaria, ni de los gastos operacionales, ni de los asesores permanentes.Ahora, una de las instancias en donde se podría sacar más dinero sería de las platas para comisiones en la Cámara de Diputados. También de la asignación de gastos, por ejemplo, operacionales de algunas zonas en donde diputados y senadores -con igual espacio geográfico- tienen dispares ingresos. Ese ajuste, contribuiría al pozo restante de $1.100 millones.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*

Obra de K. Haring